viernes, 15 de abril de 2016

Coche de segunda mano (I)

Puede que algún lector se encuentre en la misma situación que nosotros, necesitamos cambiar de coche y no podemos costearnos un coche nuevo porque eso infringiría la vieja norma del 40% total dedicable de la nómina para créditos.

Así que el mercado del vehículo de ocasión ( de aquí en adelante V.O.)  es un buen atractivo para poder adquirir un vehículo más actualizado. Ya tuvimos una buena experiencia con uno de los actuales en propiedad, después de mucho buscar y analizar encontramos todo un chollo, 100.000 kms realizados y como una seda.

Esta entrada es para denunciar una práctica común de los vendedores profesionales y para haceros unas recomendaciones. Lee hasta el final, si te atreves.

El mercado de ocasión

No soy el único que piensa que el mercado de segunda mano es una buena oportunidad para actualizarse de coche, desde hace unos años se venden cada vez más V.O.. Basta ponerse manos a la obra con internet y encontrar mucha información al respecto.

Según informes realizados por una consultora para la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción todos los años existe un porcentaje bastante importante de incremento en las ventas de V.O. de modo que desde hace pocos años el ratio de ventas entre mercado de ocasión y de nueva venta está siendo más favorable para los primeros.

Según los informes del libro blanco del GANVAM parece ser que la venta de V.O. desde hace una década ha ido por encima del vehículo nuevo y salvo momentos concretos tras la crisis ( estafa del capitalismo ) del 2008 siempre las ventas han ido creciendo a un ritmo elevado.

De hecho en los diarios especializados de vez en cuando aparece la noticia de que la demanda de V.O. supera a la oferta. Bueno, este dato siendo críticos hay que ponerlo en remojo, se me ocurre que medir la oferta es quizás posible pero medir la demanda, lo veo complicado. En cualquier caso podemos admitir dos cosas, primero que por las circunstancias económicas macro y micro del país la demanda de V.O. tiene que ser cuanto menos mayor que en los años de vacas gordas ( y políticos sinvergüenzas ); y segundo que cada vez que miro el escaparate de un concesionario o cualquier web de coches usados están hasta las trancas de vehículos para vender.

Volviendo a la información que revela la web de la FACONAUTO se me ocurre añadir un par de curiosidades :
- El mercado parece ser estudiado por segmentos de años, de 0 a 3 años como seminuevos, de 3 a 5 años o mayores de 10 años, los abuelitos ( ya se que falta el tramo de 5 a 10, pero no encuentro su definición ).
- Parece ser que por encima del 50% son los coches abueletes los que mas se intercambian de propietario.
- Que un porcentaje amplio de ventas son vehículos de mas de 10.000 euros. Pero esto ya me chirría, la verdad, el hecho revelado por el informe de 2015 de que el valor residual ( depreciación de un vehículo teniendo en cuenta su edad, kilómetros y marca ) subió hasta los 12.295 euros de media es cuanto menos chocante si paramos y pensamos que estamos comprando un coche de segunda mano, aunque quizás es una evidencia más de que a los españoles nos gustan los buenos coches, aquellos que una vez nuevos valíeron 25.000 euros.

¿Conclusiones de este apartado? pues que es un negocio rentable para muchas empresas si cumplen con la regla de oro del capitalismo, compra barato y vende caro.

Personalmente por que en 2012 tuve que comprar un V.O. y ahora también me toca ( y por que según me dicen soy un friki ) tengo datos guardados de vehículos en cuanto a modelos y precios de venta. Puedo asegurar que en 4 años, que es el tramo que he estudiado, la media que he calculado en euros para un coche interesante de máximo 5 años y menos de 80.000 kms ha pasado de 6.000 euros a 8.000 euros.

Quizás este brutal incremento de margen podría explicar el hecho de que algunas empresas del sector están promocionando un "Plan Renove" al coche de segunda mano quitándole 1000 euros al precio tarifa. Y bueno, esto me suena a una práctica multada de un conocido hipermercado de poner a la venta productos de electrónica con un bonito cartel de gran porcentaje de descuento pero que no dice que lo aplica al precio de catálogo del fabricante del producto, que casi siempre es un precio mayor del que finalmente el hipermercado pone al producto en su vida de venta normal. Si es que vamos de timo en timo.

El riesgo de comprar un coche usado

Se me viene a la cabeza esa famosa frase de "un melón sin calar", pero creo que comprar un V.O. no debería prestarse a tal juego de palabras, aunque depende, por supuesto.

Para empezar se puede elegir entre una compra a un particular o una compra a un vendedor profesional, bien sea concesionario oficial de marca, de multimarca o exprofeso para mercado de ocasión.

Tenemos varias webs disponibles en las que muchos particulares y profesionales cuelgan sus ofertas como coches.net, autoscout24.es o cochesenred.com. Dependiendo de cada portal podemos encontrar no solo los datos de la oferta sino información de lo que costaba el vehículo nuevo y sus características.

Tenemos a Google y una serie de foros y webs especializadas donde buscar información de revisión o problemas comunes sobre un modelo concreto.

Si te empeñas en encontrarlo puede que encuentres una dirección en la que te da el precio de tasación del vehículo en el que estas interesado, algo así como el libro GANVAM. También existen unos informes oficiales del gobierno en el que se tasan todos los modelos del mercado para el cálculo de la depreciación en la contabilidad de los activos. En mis análisis puedo deciros que el precio de venta de los concesionarios de segunda mano supera con creces el precio recomendado de tasación para venta al público, lo que indica unos márgenes brutales de beneficios si logran venderlo a ese precio al alza.

En resumen corremos el riesgo de coger un V.O. del que se ha desecho su anterior propietario por algún motivo, o de un V.O. de renting al que le han dado tela de caña, o simplemente que nos la metan doblada en el precio.

Para la parte técnica recomiendo que os hagais un check list de puntos a revisar del V.O. que vayais a ver. Yo tengo uno bastante friki ( el que quiera que me lo pida por correo o a través de un comentario ) en el que se incluyen puntos como el hecho de que pruebes el coche, lleves el V.O. a un taller para el caso de compra a particulares, compres los informes del registro de ventas de la DGT u otras compañías del mercado y compruebes los datos del coche o cargas, etc, etc...

Para la parte económica recomiendo paciencia y mucho buscar.

Lo hemos encontrado, ¿ y ahora ?

Bueno llega el momento de mi reciente experiencia y principal motivo de redacción de este artículo.

Tras buscar y buscar marco unas dianas sobre algunos V.O. Hago un seguimiento al modelo en internet y busco cual es la tasación aproximada del V.O que me viene bien para comprobar como me van a tangar.

Me paso por el concesionario especializado en ventas de V.O. ( muy conocido en Sevilla en donde dispone de varios centros de ventas ) que pone el anuncio.

Hago la inspección visual, el tercer grado al vendedor ( hay que aplicar psicología social y extraer toda la información posible ), pruebo el vehículo sin ningún límite por porte del vendedor, anoto matrícula y bastidor, busco desalineaciones en la geometría del chasis, etc, etc...

Y concluyo que es el mío, tanto que empezamos a hablar de números.

Los números, ayyy! los números

Es el momento de recordaros que no os timen con el "interés nominal" y el TAE a medias. No entiendo porque demonios tienen que ser tan engañabobos los vendedores de coches.

El interés nominal no es el valor total de los intereses, penalizaciones, comisiones y otras putadas financieras que van incluido en el principal del crédito. Por ello el Banco de España ( el mismo que miró para otro lado cuando nos han estafado a los españoles más de 100.000 millones de euros en estos últimos años ) obliga a toda entidad financiera a aportar al consumidor el TAE, que es la Tasa Anual Equivalente ( busca su definición en la web del BDE o pregúntamelo si quieres ).

Así que exige la TAE, y si no te la dan ya sabes que te están engañando, ¿ y por que ?, porque siempre el valor del interés nominal va a ser mucho mas bajo y mas atractivo que el valor del TAE.

Pero amigo, no vale con que te de el TAE sino que tienes que llevarte una app en el smartphone para cálculos de cuotas de préstamos ( loan en inglish de Shakespeare ). ¿Sabés porqué? porque cuando el vendedorte de el valor de la cuota mensual NO VA A COINCIDIR CON EL CALCULADO CON EL TAE en la app. Y os diré el porqué, la entidad financiera mete en el crédito un seguro de vida a su favor, y es que la banca siempre gana. Si te mueres, lo cobran, y si vives y no pagas, te dejan sin un puto euro y ni una sola propiedad ( Spain is different ).

Para terminar con los números nos encontramos que la banca, esa a la que todos los españoles hemos pagado su despiporre del ladrillo, sigue con sus buenas prácticas a favor del cliente, por ejemplo te obliga a contratar un mínimo de años en el crédito, no vale eso de pagarlo cuanto antes para apalancarnos lo justo y quitarnos de encima pronto el muerto del crédito

Ahora el susto y el menos mal

Pues viene que tras acordar el momento de empezar a entregar documentación para el crédito me dedico a pedir informes de historial del V.O.

¿ Y que es lo que me encuentro ? pues que me han engañado, ni la procedencia del vehículo es la que me ha dicho el vendedor ni el vehículo está limpio de averías en su historial. Fijaros.



Lo que está tachado son datos que junto a las fechas confirman que es el V.O. que estoy investigando.

Así que menos mal, lo va a comprar maroto el de la moto.

¿ Y el vendedor que dice ?

Pa matarlo oiga, pa matarlo. Primero que le extraña, que no sabe donde está el permiso de circulación o que " que mas dá una avería si ya se reparó ".

Pero bueno, educados todos se termina la relación comercial y añado a mi lista non grata a esta empresa ( que no voy a publicar por motivos legales, el que quiera que me llame y se lo digo en privado ).

Saludos.








No hay comentarios:

Publicar un comentario